lunes, 3 de agosto de 2009

PROBLEMA DE LINDERAJE HUARCAYA - SARHUA I

PROBLEMA HISTÓRICO

Este problema por tierras entre Huarcaya y Sarhua no es de ahora, no es un problema actual, sino que tiene una larga data. Antes cuando sólo nuestros comuneros se entendían no había mayor dificultad; pero luego a la llegada de los españoles los límites fueron cambiando y hay documentos probatorios al respecto, sólo que no se difunden ¿Para interés de quién? Nuestros abuelos desde muchísimos años han intentado solucionar estos problemas, a veces pacíficamente otras usando la violencia, han habido víctimas mortales de ambos lados y eso no lo podemos negar. Hay odios injustificados que no ayudan en la solución de nuestros problemas comunes. Sarhua reclama la posesión de ciertos dominios lo mismo que Huarcaya; pero es más que eso, los nombres con que se conocen ciertos puntos en las quebrandas andinas tienen una denominación para Sarhua y otros para Huarcaya. Además está el hecho de que los huarcainos constatemente movilizan o desaparecen los hitos, además de destrozar las cabañas o chozas que están en fronteras.



NADIE RECONOCE CULPAS

En el segundo trimestre de este año me llamó mucho la atención que el Presidente de la Junta Comunal de Sarhua, Sr. Feliciano Pomacanchari Cáceres, convocara a toda la población para un cabildo urgente. Todos asistimos muy preocupados, nos informaron que se habían destruido las casas y corrales de Yanaccocha y Wuaccalle y que había que ir a repararlas; un momento, pero esta reparación o faena comunal no iba a significar un trabajo sencillo, porque se corría el riesgo de que los huarcainos atacaron a los comuneros sarhuinos como ya otras veces lo habian hecho, aludiendo que defendían sus territorios y que esos corrales y casas no correspondían ubicarse.

Lo cierto, es que yo ya había escuchado ligeramente acerca de este problema a mis mayores, pero pensé que de algún modo ya estaba zanjado; pero no era así y el problema nuevamente nos estalló en las narices a todos. Decidí entonces acompañarlos en esta faena del 18 de abril del 2009 hasta Wuaccalle, para ello salí a las 4 de la mañana, pues no dispongo de caballo, y me esperaba una caminata en ascenso de unas 6 horas a buen paso. Como sarhuina consideré que era mi deber asistir, y si algo me sucedía pues sería consecuencia de la irracionalidad del momento, me encomendé a la Pachamama y a los Apus tutelares de mi comunidad y mi maleta sólo conteniendo una cámara fotográfica me encaminé a mi destino junto a mis hermanos y padres sarhuinos.

Al llegar, muchos comuneros se saludaban, pero los ánimos estaban inquietos, todos estaban muy molestos, sobretodo hartos de esta situación y lamentaban de que no estuviera resuelta ya. Otro grupo nos pasó para ir a Yanaccocha, los que nos quedamos en Wuaccalle, observamos los destrozos, todo estaba hecho un caos, fue con una maldad increíble, si alguien me lo contaba, tal vez no lo creyera, pero lo vi, estaba allí parada en medio de todos esos destrozos y pensando como es que dos comunidades hermanas pudieran agraviarse de este modo. Los vigías no dejaban de controlar el panorama, a mí se me instruía para que me protegiera en caso de que algo no salga bien.

MUCHOS OPINAN Y NADIE SABE LA VERDAD

He escuchado a mucha gente joven y mayor hablar, acerca de este problema y les pregunto si por casualidad han leído los libros sobre como es que los abuelos se dividieron nuestras fronteras y no es así, y hay otros que opinan sólo para levantar más cizaña y odios como si esa fuera la solución. Los que somos de las nuevas generaciones podemos decir que estamos hartos de tanta violencia y desorden. ¿Por qué no solucionar inteligentemente este problema? ¿Por que recurrir a los odios ancestrales? De ambos lados hay gente que tiene buena voluntad para ello; pero lamentablemente hay gente de mente estrecha que hace que no avancemos. Hay gente que dice "Sarhua es astuto se quiere llevar todo" y no explican por qué opinan de esta manera o aquellos que dicen "los huarcaínos son tercos y violentos" pero tampoco hay una comisión que haga las veces de intermediario en este problema, unos y otros se acusan y así no avanzamos, todos piensan pero no están dispuestos a actuar en alguna alternativa de solución.


¿A QUIÉN BENEFICIA TANTA PELEA?

Que pena y tristeza, me dio al leer los comentarios en la pizarrita que tengo en esta web, porque yo aprecio mucho a los hermanos huarcainos, siendo sarhuina trato de tener la cabeza fría para entender y atender este problema, pues comprendo que con apasionamientos no se llega a ningún lado. Mientras Huarcaya y Sarhua pelean pedazos de tierra, ¿eso soluciona nuestro problema de pobreza extrema? ¿eso nos garantiza más pastizales para el ganado o dinero? ¿por qué hen realidad estamos peleando? Todo esto lo único que genera es más pobreza y atraso y que pena grande dan aquellos mayores de HUARCAYA sobretodo que aún insisten en la violencia para solucionar este problema; en Sarhua la opinión es diferente; pero si a uno lo golpean y golpean en algún momento debe reaccionar ¿no es asi? y si es con la ley mejor ¿no?

Bien, luego de ver los destrozos en Yanaccocha y Wuaccalle, hermanos y padres de Huarcaya y Sarhua lo queda es reflexionar en que debemos solucionar alturadamente este problema, no es con engaños, mentiras o violencias (tal como algunos insisten) que lo vamos a lograr. Y aquellos que no conozcan del problema mejor ¡CÁLLENSE! que hablen los que viven y sufren día a día en Huarcaya y Sarhua, ¡Qué comodidad! aquellos que sólo se aparecen para las fiestas o a las quinientas son los primeros en hablar y decidir, esa clase de actitud es la que nos mantiene atrasados. Además hay mucho desinterés, no hay fondos para recurrir a instancias y oficinas y hacer gestiones, mucha de la juventud sólo visita los pueblos en fiestas y se van y no se involucran en los problemas comunales, las asociaciones o dirigencias de Huamanga, Lima u otros lugares tampoco prestan apoyo ¿Hay sarhuinos o sólo son de nombre?

VIDEOS:


Breve entrevista al Presidente de la Junta Comunal de Sarhua, sr. Feliciano Pomacanchari Cáceres.


Palabras del comunero Félix Canchari Yupa


Asamblea antes de iniciar la faena comunal en Waccalle.

No hay comentarios.: